Se suicida joven en Senegal / Impresionante volcadura / Le prendió fuego a su primo / Se fuga interno del anexo / Volcó autobús en la autopista / Evidencias concretas / Por definirse el liderato del femenil de Fut-7 / Muere en accidente mujer policIa / Policía herido / Tráiler contra establecimiento /

   Buscar

Tu nombre Completo
E-Mail de tu Amigo



Sepultan a oficial de la PoEs


Familia y comunidad le dieron el último adiós

El Sol de San Juan del Río
17 de diciembre de 2012


por Armando Velazco Nieto



Con los honores que todo servidor público responsable merece al fallecer, fue inhumado el cuerpo del oficial de la Policía Estatal (PoEs), Abel Lira Yáñez, luego de ser oficiada una misa de cuerpo presente en la capilla Santa María de Guadalupe, de la comunidad de La Higuera, perteneciente al municipio de Ezequiel Montes, de donde partió el cortejo fúnebre al panteón de Villa Progreso.

Su afligida familia, parientes, vecinos, amigos, conocidos y compañeros de trabajo, se dieron cita en el recinto religioso donde oraron por el eterno descanso de su alma y por la recuperación del policía Francisco Javier Ibarra de León, quien resultó lesionado de consideración al precipitarse a profunda barranca la patrulla 3234 en que se desplazaban, en las inmediaciones del municipio de Pañamiller, cuando realizaban trabajos de vigilancia dentro del operativo en la zona del Semidesierto, hecho que costó la vida al agente Abel Lira Yáñez.

El Procurador General de Justicia del Estado, Arsenio Durán Becerra, el Secretario de Seguridad Ciudadana, Cap. Adolfo Vega Montoto, el director de Policía Municipal de San Juan del Río, Oswaldo Gómez Martínez, el jefe de la Policía de Pedro Escobedo, señor Rosas, estuvieron presentes en el oficio religioso y panteón, brindando consuelo a la señora Marisela Barrera Santos, ahora viuda de Lira, y su familia.

El vicario Omar Ventura, se dirigió a los asistentes a la misa de cuerpo presente a orar por el eterno descanso del alma del cumplido servidor público, el Cap. Vega Montoto dijo que, la familia, bajo ninguna circunstancia habrá de quedar desamparada.

En el cementerio, un oficial se la Policía Estatal, dio el toque de silencio a la vez que las sirenas de patrullas rompían el silencio, desgarrador evento que derivó en llanto de los curtidos representantes de la ley así como de las autoridades de la Secretaría de Seguridad Ciudadana y de la Procuraduría de Justicia del Estado.

El féretro fue bajado a la tumba ante el llanto incontenible de la hoy viuda y sus tres hijos que le acompañaban, el sepulcro quedó cubierto con decenas de ofrendas florales, y finalmente, todos los asistentes oraron por el alma del oficial que se adelantó en el viaje sin retorno.

Hazle una pregunta a sanjuanense.com sobre
Tu Nombre *
E-Mail
Teléfono
Pregunta *
Código de Seguridad *
 



Derechos Reservados 2010 ® San Juan del Rio